Don Juan Tenorio 2014

¡Ah! Por doquiera que fui,
la razón atropellé,
la virtud escarnecí
y a la justicia burlé.
Y emponzoñé cuanto vi,
  y a las cabañas bajé,
y a los palacios subí,
y los claustros escalé;
y pues tal mi vida fue,
no, no hay perdón para mí.

– Don Juan Tenorio, José Zorrilla

Nos hemos puesto las gafas de pasta y hemos disfrutado de Don Juan Tenorio 2014 en el patio de butacas del teatro Lope de Vega de Sevilla. Dirigida por Blanca Portillo y versión de Juan Mayorga, la producción es de la Compañía Nacional de Teatro Clásico (CNTC), Avance Prod. Teatrales, el Teatro Calderón – Ayuntamiento de Valladolid y EC 20 Producciones.

Para el que dejara atrás el bachillerato hace tiempo, Don Juan Tenorio (Zorrilla, 1844) es la historia de una apuesta entre Don Juan Tenorio y Don Luis Mejía, dos “galanes” que durante un año se proponen ser más canallas y asesinos que el rival. Al año, se encuentran en la misma taberna de Sevilla para dilucidar quién de los dos es más asesino y mayor frungidor, y deciden un último reto: Don Juan deberá traginarse a una novicia (una virgen a punto de ordenarse monja, para los de la LOGSE) y a la prometida de Don Luis Mejía justo el día antes de su boda. El que pierda pagará con su vida.

CIBASS Don Juan Tenorio 2014

*Don Juan Tenorio, Dirección: Blanca Portillo. Versión: Juan Mayorga. Fotografía: cfLópez

Interesante planteamiento. ¿Original? No, ya que el mito ya estaba documentado en una obra anterior de la que presuntamente bebería este tratado sobre la seducción y la piratería humana: más de dos siglos antes Tirso de Molina ya planteaba la misma esencia en su obra ‘El Burlador de Sevilla y Convidado de Piedra’ (1612?).

Don Juan Tenorio es la obra de teatro más representada en España (y tradición del Día de Difuntos). Sin embargo, Blanca Portillo y Juan Mayorga demuestran que aún cabe reconcebirla. Hay muchos matices que dotan de interés a esta nueva visión, menos romántica y con un ataque al heteropatriarcado.

Este arriesgado y fresco montaje analiza profundamente los personajes de Zorrilla. Respetando fielmente el texto de la obra salvo algún recorte, se juega con la escenografía para reflejar a Don Juan, el galán seductor y héroe nacional, como el cabrón canalla que es, incluyendo alguna clave de humor en el drama. El romanticismo no existe. Esas conquistas no son tales, son violaciones. Don Juan y Don Luis no son héroes que acaban con los malos, son los malos, unos asesinos guiados por su sadismo. El canalla deberá pagar teniendo que cargar con su conciencia, y en el camino veremos un retrato de los señoritos de la sociedad actual: no se priva de la vida, pero en los desahucios que vemos a diario podemos encontrar una imagen de Don Juan y Don Luis. O en esos dos “cuñaos” contando sus conquistas con la cervecita. No nos consta si en estos casos la conciencia les hace pagar también o si arderán en el infierno.

“Tenorio es hoy el vivo retrato del desprecio por los demás. Subámosle al escenario y radiografiemos sus comportamientos, sus acciones, sus palabras, para mostrar lo que existe tras ellas: un modelo de destrucción, de falta de empatía, de crueldad, de desprecio por la vida propia y ajena, de incapacidad para construir… Yo creo profundamente en el respeto por los demás. En valores morales y éticos que Tenorio destruye sistemáticamente. Creo que ya va siendo hora de que alguien llame a Tenorio por su nombre.”

– Blanca Portillo

La actuación de José Luis García Pérez como Don Juan es brillante, acompañado perfectamente por Ariana Martínez en el papel de Doña Inés. Muy destacable también la interpretación de Beatriz Argüello como Brígida.

CIBASS Don Juan Tenorio 2014 de Blanca Portillo

*Don Juan Tenorio, Dirección: Blanca Portillo. Versión: Juan Mayorga. Fotografía: cfLópez

La escenografía es la esencia para desarrollar esta visión atemporal. El vestuario, dejando atrás espadas y sayos; decorados funcionales sin florituras, dejando mucho a la imaginación del espectador, que se transforman sin telonazo mientras escuchamos a La Mujer, interpretada por Eva Martín.

La música se introduce en la función. La guitarra española acompaña a este nuevo personaje de “La Mujer”, cantando la serie de creaciones de Portillo y Mayorga. Otro añadido a la obra original es el personaje de Miguel, por Daniel Martorell, un niño que presencia toda la trama y realiza su propia apreciación de los sucesos.

Aún con dos horas y media de duración sin pausa, se hace corta pese a la adicción al tabaco de un servidor. Deberías verla, aunque sea al menos por su toque de humor, porque se ve carne o porque aparece la palabra emponzoñar. La sala se dividió entre espectadores aplaudiendo en pie, mientras otros se decepcionaron por la ejecución de la escena del sofá. Yo me encontré entre los primeros. La propuesta seguro que no te dejará indiferente.

Más info: http://www.donjuan2014.com
La obra se ha representado en Valladolid, está en Sevilla hasta final de mes, y ya está confirmada su presencia en Madrid, Bilbao y Vitoria.

Mi eterno agradecimiento a Rosita Fraguel por invitarme a acompañarla a la obra y por revisar este artículo en busca de tropelías en el texto.

 Christian López, @penyaskito

 

CIBASS Puntuación CIBASS Cuatro puntos y medio


Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies