Los Vengadores, la era de Ultrón: El preludio en cómic

Por Scott Burton

 

Si hay una empresa de la que se debería hablar en el mundo de los negocios esa es Marvel. Más allá de Apple o Michael Kors solemos obviar a Marvel en las conversaciones sobre mega corporaciones por estar demasiado presente, por estar justo ahí delante, en cada esquina, en cada escaparate, en cada kiosko.

CIBASS Marvel-logo
El plan para levantar a la editorial de cómics (que en los años noventa estuvo a punto de cerrar) reinventando y rediseñando sus personajes y creando un plan para sus películas a larguísimo plazo se debería estudiar en las universidades como ejemplo de sanar, mejorar y catapultar a una empresa con pérdidas. Con una película al año presentando a cada personaje, luego la película de Los Vengadores como culmen de la fase uno para, a continuación, proseguir con las segundas y terceras partes de los filmes de los súper héroes más populares de la casa de las ideas fue tan pretencioso como efectivo. Un plan tan alocado como a largo plazo que no sólo volvió a situar arriba a una compañía que se daba por acabada, sino que terminó con la adquisición de la misma por parte de Walt Disney, que pagó ni más ni menos que cuatro mil millones de dólares. Tomen nota.

Ahora Marvel es oro, o diamantes. Cada una de sus películas genera unos beneficios multimillonarios en taquilla, ventas de dvd’s y blu rays y merchandising y se permiten el lujo de llevar a la gran pantalla a personajes casi desconocidos (como Guardianes de la galaxia) y convertirlos en estrellas de rock. Marvel es accesible pero también hace entretenimiento de calidad, presenta películas para todo el mundo y luego se retroalimenta con los cómics y viceversa. Si pone el logo, la gente compra.

CIBASS Vengadores preludio a era de Ultron

Queda bastante poco para el estreno de Vengadores 2: la era de Ultrón. El puzzle cinematográfico ha ido encajando durante casi una década y hoy todo el mundo conoce a Iron-Man, Capitán América, Hulk, Thor u Ojo de halcón. Antes a los no amantes del cómic les sonaban y ahora se saben su historia, conocen su indumentaria y los rasgos de su personalidad. Marvel ha sabido reconstruir y readaptar unos personajes perdidos con un potencial gigante y ahora está recogiendo sus frutos. Dicho esto, no era de extrañar que la editorial sacara a la venta un cómic como preludio al gran evento cinematográfico superheroico del año, y ahora nos encontramos ante él.
Más allá del poder conquistador de Marvel para sacarnos el dinero de los bolsillos la cosa pinta interesante, hace ya tres años que Joss Wheddon firmara y filmara aquel taquillazo como primera parte y ahora queremos aproximarnos un poco a la historia, quitarnos el gusanillo mientras se estrena y tener nuestra ración de Vengadores en base a la historia de las películas y es que mensualmente seguimos teniéndolos en la colección mensual en grapa.

Sin avisar, Marvel ha publicado un cómic digital como preludio de la segunda parte del grupo de héroes más poderosos, escrito por Will Corona Pilgrim y dibujado por Wellington Alves. Con un estilo claramente cinematográfico (algo bastante coherente, todo sea dicho) enlaza con la primera parte de Los Vengadores y con Capitán América 2: el soldado de invierno y con las ausencias casi totales de los miembros del súper grupo (abstenganse aquellos que busquen ver a Iron-Man y compañía en acción) nos narra como el teseracto pasa de manos amigas a enemigas: de S.H.I.E.L.D. a Hydra , dos caras de una misma moneda por lo que podemos ver.

Completamente contextualizado en la dura actualidad, podemos ver como los miembros de Hydra se aprovechan de la desesperación de los ciudadanos para que lleven a cabo sus planes: crisis económica y desigualdad social en favor de los villanos, todo ello con una cadencia rítmica destacable para tratarse de un cómic sin acción ni luchas frenéticas.
Llama poderosamente la atención el montaje de las viñetas, especialmente diseñado para tablets, en el que la lectura casi se transforma en el visionado de una película de dibujos animados, encajando y solapando dibujos y diálogos con un resultado bastante atractivo y placentero.

CIBASS Hangar de Shield

El preludio de la próxima película de The Avengers es un cómic resultón pese a su brevedad. Hace de introducción logica al esperadísimo filme y lo hace con una dialéctica muy similar a la que utiliza Wheddon, resultando un buen calentamiento de motores, que es de lo que se trataba. Si querían despertar nuestro interés lo han conseguido con esta historia sencilla pero bien narrada que consigue mantener nuestra atención sin fuegos de artificio: la narración como fuerte mucho más allá de las aparatosas contiendas a las que estamos acostumbrados. Seguro que eso se lo guardan para la película, y bien que hacen. Reserven sus entradas y sus palomitas gigantes.

puntuacion flash


Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies