Godzilla 2014, Estados Unidos bajo el terror de los monstruos

godzilla-1954-japan

Creado originalmente como una metáfora del terror que sintió Japón tras el bombardeo atómico en la segunda guerra mundial, Godzilla (Gojira) apareció en las pantallas por primera vez en 1954 de mano de los estudios Toho y bajo la dirección de Ishiro Honda, en la obra maestra llamada ‘Godzilla, Japón bajo el terror del monstruo’, ya todo un clásico del género ‘Kaiju’.
Podemos considerar a este monstruo gigante como uno de los mayores referentes de la cultura japonesa del siglo XX, con más de 30 películas, incluyendo dos producciones estadounidenses.

A cargo de la revisión de 2014 encontramos a Gareth Edwards (Reino Unido, 1975), el cual ya firmó la más que aceptable ‘Monsters’ en 2010. En esta nueva película, el monstruo atómico emerge de nuevo de las profundidades apara enfrentarse a otros similares en tamaño y, de camino, arrasar diferentes ciudades del mundo en esa especie de porno destructivo que tanto nos gusta.

godzilla-2014-gareth-edwards

Con un comienzo que se toma su tiempo para que nos identifiquemos con los personajes -cosa que no logra- la película se torna espectacular cuando aparecen los monstruos (en paleta de grises) y baja de nivel cuando trata el drama humano de los protagonistas, así como sus diálogos.

A grandes rasgos vemos varias influencias notables en el film; desde Parque Jurásico a Pacific Rim, pasando por Terrence Malick todo bajo el manto de la corrección política y los tópicos maquillados.
El principal lastre de la película es que nos acaban importando más bien poco (a pesar de que Edwards lo intenta) los cuatro personajes principales, un poco por falta de ‘chicha’ en el desarrollo y un poco por unas interpretaciones muy normalitas, además de una notable falta de carisma en los personajes centrales. La parte positiva, sin embargo, lo es y mucho, cada vez que aparece uno de los monstruos en pantalla nos quedamos -literalmente- boquiabiertos, en ese aspecto es un blockbuster maravilloso (cuando quiere impresionar lo hace en mayúsculas) y podemos ver el empeño en superar -y enterrar- a la olvidable versión de Roland Emmerich.

Gareth Edwards cumple y deja a Godzilla en el sitio que se merece: en un trabajo no redondo pero si decente, donde el esfuerzo y el valor por hacer de esta película algo sobresaliente lo es más que el resultado final, aun así ha pasado el examen. Hay ciertas escenas de este trabajo tan fascinantes y espectaculares (la del tren, la del puente de San Francisco…) que hacen que merezca la pena el precio de la entrada, a pesar de nos quede la espinita de que no es redonda. Esperaremos al segundo asalto.

Scott Burton

GODZILLA


One Response to “Godzilla 2014, Estados Unidos bajo el terror de los monstruos”

  1. AranVaz says:

    Bien descrita la sensación, es buena pero no redonda. Valoramos las ganas aunque pueda ser mejor la peli

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies